School Blog

Reflexiones, consejos y emociones que a diario nos asaltan en este trabajo que supone dirigir un centro docente / Thoughts, advice and emotions that occur to us as we work every day to achieve academic excellence at our school.

Tag: Inteligencia Emocional

Cuidado con la “operación bikini” / The Dangers of “Operation bikini”

Cristina Pérez, psicóloga de Secundaria y Bachillerato de Caxton College, nos revela en este vídeo cuáles son las señales de alarma que debemos identificar en nuestros hijos y que son indicadoras de posibles trastornos alimenticios.

Cristina Pérez, Secondary psychologist at Caxton College, explains us in this video which are the warning signs we should identify in our children as they can be indicators of possible eating disorders.

 

Investigando las desigualdades de género / Investigating Gender Inequality

Por Carolina Cebrián, profesora de Formación Humana en Caxton College

En la asignatura de Formación Humana, los alumnos de Year 11 han trabajado recientemente diversos temas conectados con la igualdad de género y han llevado a cabo diferentes análisis y reflexiones sobre los problemas que atañen tanto a hombres como a mujeres hoy en día. Es necesario mencionar que han sido los propios alumnos los que han decidido investigar sobre lo que cada uno consideraba más interesante, siempre en torno a las desigualdades de género, para posteriormente explicarlo a sus compañeros.

En primer lugar, hemos reflexionado sobre el papel de la publicidad, puesto que los anuncios proyectan ideas sobre cómo debe ser el rol masculino y femenino en nuestra sociedad. Colores, mensajes y formas son evidentemente muy distintos para cada género y esto tiene una consecuencia e impacto directo a nivel social, ya que se crea una imagen predeterminada de cómo debemos ser y actuar.

También se han analizado las letras de canciones actuales de varios géneros musicales y los alumnos han llegado a la conclusión de que se proyectan unas ideas muy equivocadas de cómo son las chicas y los chicos. Los estudiantes, de hecho, han subrayado la importancia de que cambie la temática y las letras de las canciones, de manera que éstas se basen en estilos de personalidad actuales y no en comportamientos tradicionales. Dichos comportamientos tradicionales nos llevaron también a analizar en paralelo los llamados “micromachismos”, que con tanta frecuencia pasan desapercibidos en el día a día, lo que hace que se perpetúen y que sigan existiendo diferencias entre géneros.

Por otra parte, hemos estudiado las consecuencias que tiene la falta de libertad emocional en los hombres, ya que todavía existe ese estereotipo de hombre dominante y fuerte que entiende que hablar de los problemas es una gran debilidad. Los alumnos han reivindicado la idea de que expresar las emociones es signo de fortaleza y salud, independientemente de si se trata de un hombre o una mujer. En este sentido, y en relación al amor romántico, también se han desmontado los mitos retratados en el cine, la televisión y la música, y se han propuesto alternativas a cada unas de las características de ese tipo de relación afectiva que se suele mostrar en la pequeña y gran pantalla, así como en las canciones.

En lo que se refiere al ámbito empresarial, los alumnos han hecho una interesante reflexión sobre la segmentación de mercado que realizan algunas empresas, así como sobre las consecuencias que supone el hecho de que las mujeres en algunos casos, y en otros, los hombres, paguen más por un determinado servicio o producto. También hemos investigado el efecto positivo de las políticas de conciliación y flexibilidad laboral en las empresas y su efecto para romper el conocido “techo de cristal”, así como la importancia de fomentar y facilitar una paternidad responsable.

Por último, también se hizo referencia a casos recogidos en la historia contemporánea, como por ejemplo la problemática de las mujeres de “consuelo”, quienes fueron utilizadas como esclavas sexuales durante la Segunda Guerra Mundial en varios países de Asia.

Sin duda, lo más destacable de esta actividad ha sido la enorme conciencia de nuestros alumnos sobre la necesidad de solucionar los problemas y las desigualdades actuales, así como las propuestas y cambios que se han planteado para intentar conseguir una sociedad más igualitaria. Todos los alumnos concluyeron que, para lograr una convivencia sana y pacífica, la educación en igualdad de género es fundamental y que las nuevas generaciones tienen un papel primordial en esta gran tarea.

Investigating Gender Inequality

By Carolina Cebrián, teacher of Personal Development at Caxton College

In Personal Development, Year 11 students have recently been working on a number of topics related to gender equality, and have analysed the problems that both men and women face in today’s world. It’s important to highlight that the students decided what area of gender inequality to investigate depending on their personal interests, and later prepared a presentation for their classmates about this particular area.

In class, first we discussed the role of publicity, since many advertisements contain stereotypes about male and female roles in society. Colours, messages and shapes are very obviously different for each gender, and this has a direct impact on society, since it creates a preconceived notion of what we should be like or how we should act.

We also analysed song lyrics from a number of different musical genres, and pupils came to the conclusion that certain ideas that are projected about boys and girls are very wrong. In fact, students highlighted the importance of changing the themes and lyrics of songs so that they reflect modern gender roles and not traditional ones. Those ‘old-fashioned’ ideas also led them to analyse the attitudes sometimes referred to as ‘micromachismo’, which often go unnoticed but which continue to exist and make gender differences persist.

We also discussed the consequences that men suffer due to an imposed lack of emotional freedom, since the stereotype of the man who is strong and dominating, and believes that talking about problems is a sign of weakness, is often still found in society. The students defended the idea that expressing emotions is a sign of strength and health, whether by a man or a woman. Considering this case and that of romantic love, they deconstructed the myths that we see in cinema, television and music. They then proposed alternatives to each of the characteristics of these types of relationships that appear on the small and large screen, as well as in songs.

Regarding the business world, students had some interesting observations about the market segmentation implemented by some companies, as well as the consequences of women having to pay more than men, or vice versa, for certain services or products. We also researched the positive effect that measures taken by companies can have on the so-called ‘glass ceiling’, such as helping employees to reconcile their work and family life balance, or allowing flexitime. Students also looked at the importance of promoting and facilitating parenthood.

Finally, students looked at cases from contemporary history, such as that of ‘comfort women’, who were used as sex slaves during the Second World War in different parts of Asia.

Undoubtedly, the most important point that we can take away from this topic was the true awareness that our students have about the need to resolve these problems and inequalities, and their suggestions for changes in order to achieve a more equal society. All of the students concluded that for a healthy and peaceful coexistence, education in gender equality is fundamental, and the younger generations have an essential role in this important task.

Por qué pedir un CD con audio-cuentos a los Reyes Magos / Why we should ask Santa Claus to bring audiobooks for our children

Por Belén Palacios, Coordinadora del Departamento de Español en Caxton College

La semana pasada tuve que llevar a mi hija de tres años a la pediatra por una otitis. La pediatra estuvo charlando con ella unos minutos y la felicitó por las palabras tan interesantes que había utilizado.

  • ¡Que buen vocabulario tienes! Le dijo sorprendida.-

Y mi hija, que no tiene ni idea de lo que significa “vocabulario” pero en seguida se dio cuenta de que le habían echado un piropo, puso una sonrisa de oreja a oreja y contestó: -¡Gracias!

Que los niños tengan un buen vocabulario y se expresen con cierta corrección a nivel gramatical les ayuda a expresar sus ideas, sus emociones y sus necesidades. También les ayuda a estructurar mejor su pensamiento  y a mejorar sus relaciones sociales.

Contado así parece un objetivo muy ambicioso, pero en realidad, no tiene ningún secreto. En casa no hacemos nada especial.

Bueno sí… les contamos cuentos.

Desde que nacieron, aunque no pudiesen procesar el significado de lo que decíamos, les hemos contado a nuestras hijas infinidad de cuentos. Gesticulando, cambiando el tono, susurrando a veces… Les hemos cantado para dormir, les hemos contado las rimas de nuestra infancia… Y nuestras hijas aprendieron en seguida a prestar atención a los cambios en el discurso, a las expresiones de nuestras caras, a la musicalidad…

Ha pasado el tiempo y ahora son ellas las que piden un cuento cada noche. Con todos los beneficios que ello conlleva y que son conocidos por todos.

Nuestro último descubrimiento han sido los audio-cuentos.

Siempre les hemos contado cuentos en el coche camino del cole. Algunos populares, otros inventados porque querían ser ellas las protagonistas…

Un día, por casualidad, les pusimos un CD que teníamos por casa. No solo estaban los cuentos de toda la vida, los que nos vienen a la mente cuando nos piden un cuento, sino que había cantidad de cancioncillas, rimas, y cuentos cortos que nosotros no conocíamos o que habíamos olvidado ya… y que nos sacaron de la monotonía, aportándonos una variedad inesperada y muy apreciada por nuestras hijas y por nosotros mismos.

En seguida nos dimos cuenta de su potencial.

Escuchar cuentos en la radio…

  • Expone a los niños a un nivel de lectura al que no podrían acceder por sí mismos, subiendo su capacidad de procesar los textos de forma considerable y ampliando su vocabulario y sus recursos estilísticos.
  • Entrena la atención.
  • Desarrolla la escucha crítica.
  • Estimula su imaginación puesto que ellos crean su propio imaginario en torno a lo que van escuchando.
  • Supone una ocasión excelente para conversar con nosotros sobre temas que nos importan o que nos preocupan.
  • Desarrolla la comprensión.
  • Establece vínculos entre padres e hijos.

Por estos y otros motivos, hemos decidido ampliar nuestro repertorio de cuentos y pedir algunos CD´s nuevos a los Reyes Magos este año.

Es una experiencia que disfrutamos todos, incluso tenemos un listado con los que nos gustan más y los que no nos gustan tanto.

Eso sí, de vez en cuando, las niñas nos piden que apaguemos la radio y que esos mismos cuentos… ¡se los contemos nosotros!

Felices fiestas.

By Belén Palacios, Primary Spanish Department Co-ordinator at Caxton College 

Last week I had to take my daughter, aged three, to the paediatrician for an ear infection. The paediatrician chatted with my daughter for a few minutes and congratulated her for the interesting choice of words she had used.

‘What a good vocabulary you have!’ she said with surprise.

And my daughter, who has no idea what the word ‘vocabulary’ means, realised right away that she was being complimented. So she smiled from ear to ear and answered, ‘Thank you!’

If children have a good vocabulary and are able to use mostly correct grammar, it is easier for them to express their ideas, emotions and needs. It also helps them to structure their thoughts better and to improve their relationships with others.

Stated this way, it sounds like a very ambitious goal, but it’s not really that difficult. We don’t do anything special at home.

But we do tell them stories.

Ever since they were born, even though they couldn’t understand what we were saying at the time, we have told our daughters stories. We use gestures, change our tone of voice, and even whisper. We sing to them and recite nursery rhymes from our own childhood. And our daughters learnt right away to pay attention to changes in our speech, our facial expressions and intonation.

As time has gone by, now they are the ones who ask us to read to them each night (with all of the benefits that we know this can bring).

Our latest discovery is audiobooks.

We’ve always told them stories in the car on the way to school: some traditional ones, and others that we made up because the girls wanted to be the main characters!

One day, by chance, we put on a CD that we had around the house. It didn’t have just the usual stories—the ones that first come to mind when they ask us to tell them a story—but also songs, nursery rhymes and short stories that we didn’t know or that we’d forgotten. With the CD, we broke the monotony–discovering an unexpected variety–to the delight of both our daughters and ourselves.

Immediately, we realised the potential.

Listening to stories on the radio:

  • Exposes children to a level of reading that they cannot reach on their own, raising their ability to comprehend texts considerably and broadening their vocabulary and stylistic resources.
  • Improves their attention span.
  • Develops their critical listening skills.
  • Stimulates their imagination, since they create their own images in their minds as they listen.
  • Is an excellent opportunity to talk to us about anything that is important to them or that they are worried about.
  • Develops their listening comprehension skills.
  • Strengthens the parent-child bond.

For all of these reasons and more, we’ve decided to add to our repertory of stories, and ask Santa Claus to bring some new CDs this year.

It’s an experience that we all enjoy, and we even have a list of the stories we like the most and the ones we don’t like as much.

It is true that sometimes the girls ask us to turn off the radio, and instead, for us to tell them those same stories!

Happy holidays.

Mi hijo no me hace caso / My child doesn’t obey me

Silvia Sanchis, Psicóloga de Primaria en Caxton College, comparte con nosotros unas pautas educativas que nos ayudan a mejorar la interacción diaria con nuestros hijos.

Silvia Sanchis, the Caxton College Secondary psychologist, has shared some guidelines for us to follow that can help us to improve day-to-day interactions with our children.

SEDUCIDOS POR UNIVERSIDADADES EXTRANJERAS

Un grupo de estudiantes de Bachillerato de Caxton College, con ofertas para estudiar en prestigiosas universidades, como la de Cambridge en Reino Unido, nos cuentan su experiencia para acceder a este tipo de ecosistemas académicos.

Cada vez son más los alumnos que apuestan por realizar sus estudios superiores en el extranjero debido a la globalización y a las limitadas expectativas que existen en el mercado laboral español. Reino Unido y Estados Unidos son algunos de los principales países a los que acuden los estudiantes españoles para cursar una carrera universitaria fuera de nuestras fronteras. Una de las razones fundamentales de este interés reside en que en ambas áreas se encuentran las universidades públicas y privadas que habitualmente se sitúan entre las diez mejores del mundo.

Stanford, MIT, Harvard, Berkeley, Oxford o Cambridge forman parte de ese conjunto académico de prestigio con el que todo buen estudiante, y todo padre que busca el mejor porvenir para su hijo, sueñan en alguna ocasión.

Son muchas las dudas que surgen cuando llega el momento de tomar la decisión para emprender una vida universitaria independiente fuera del país de origen. La primera es la barrera idiomática. En este sentido, los alumnos de centros británicos e internacionales tienen ventajas al respecto ya que el currículo que han seguido durante su trayectoria escolar tiene continuidad en el ámbito universitario anglosajón. A este respecto Sandra, quien debe decidirse por cursar Psicología y Criminología entre cuatro universidades británicas en las que ha sido aceptada, recuerda que “en mi caso la decisión la tomé al comparar un sistema educativo con otro. El británico no me conduce solo a entender la teoría sino a aplicarla. Es en ese punto donde puedes empezar a mejorar tus habilidades que te ayudarán a enfrentarte a tu profesión futura”.

La segunda barrera es la financiera. Sin embargo, llama la atención las ayudas que el sistema británico dispone para estudiantes autóctonos y foráneos. El precio del curso universitario ronda los 11.600 euros. Pero cualquier estudiante de la Unión Europea “puede acceder  a un crédito universitario para devolver cómodamente una vez termine la carrera y obtenga un trabajo por encima de los 27.000 euros anuales. Mientras no lo consiga, no comenzará a pagar y, si pasados 35 años no lo ha logrado, la deuda se le condona”, atestigua Fernando, quien espera respuesta para estudiar Relaciones Internacionales en tres ecosistemas académicos: en la Universidad de California, en la John Hopkins en Baltimore o en la Hkust en Hong Kong. “Pero lo justo es luchar para devolverlo porque con ese dinero otro estudiante podrá financiarse”, añade Fernando con un sentido de la responsabilidad verdaderamente llamativo para su edad.

En Estados Unidos las matrículas en las universidades célebres no bajan de los 53.000 euros, más alojamiento y comida. En ese sistema los alumnos extranjeros pueden conseguir ayudas muy gratificantes a través del deporte. En este terreno el proceso para solicitar beca es todavía mucho más intenso que en el ámbito académico por lo que conviene comenzar con dos años de anterioridad. En la documentación toma mucho protagonismo un vídeo que demuestre los atributos y habilidades atléticas en el deporte que practica el alumno. Además tendrá que pasar un examen de ingreso que valorará sus conocimientos y lenguaje. Por último tiene que tener en cuenta que solo podrá optar a las universidades que sus equipos estén en la I División (LNAA). Las becas pueden ser parciales o completas, cubriendo así matrícula, tasas, alojamiento, comida y todo lo relativo al deporte.

La tercera barrera es la académica. Si las calificaciones no son todo lo buenas que se espera, los alumnos no podrán optar a un pupitre en la universidad elegida. La cuarta barrera es la emocional. Muchas veces no es fácil romper el cordón umbilical que une a padres e hijos. Es una decisión muy reflexiva por parte de ambos por lo que habitualmente los padres asumen el distanciamiento y los jóvenes apuestan por su autonomía como primer grado de madurez. Sobre este asunto Sofía, quien ha sido aceptada en la Universidad de Cambridge para realizar Ingeniería Aeroespacial, asegura que “en mi casa no estaban de acuerdo, pero al final confiaron en mí para que tomase la mejor decisión posible. Siempre pensé que estudiar en Inglaterra me podría abrir muchas puertas de mi futuro profesional”. Por otra parte, Fernando explica que “tuve claro desde hace muchos años que quería ir a una universidad extranjera ya que las oportunidades y el abanico de trabajos a posteriori son mayores que en España”. En el caso de Sandra, afirma que “si tus padres te ven segura te apoyan aunque a veces no es la opción que más les gusta porque quieren tenerte junto a ellos pero como a la vez quieren lo mejor para ti lo aceptan y te acompañan en esta apasionante aventura”.

Época para solicitar Universidad

Los alumnos que tienen claro que van a ser universitarios en un país extranjero deben empezar a planteárselo un año antes. “Lo ideal es que empiecen a trabajar sobre esa decisión a mediados del primer curso de Bachillerato”, confirma Sandra. Es el momento de explorar las universidades a las que les gustaría acudir y saber qué requisitos académicos le van a exigir. “Para dar este primer paso internet es el principal aliado. A través de páginas webs y blogs especializados en esta materia, recoges información (precios, notas para entrar, instalaciones, necesidades, etc.) que te ayudan, junto a los profesores que te guían en todo momento, a orientarte”, continúa Sandra. En el segundo curso de Bachillerato se inicia el proceso de solicitud. Todos los alumnos tienen la posibilidad de apostar por cinco universidades. En tres meses suelen tener una carta o un mail con la respuesta.

Los más tempranos en requerir las solicitudes de los futuros universitarios son Oxford y Cambridge. El plazo suele estar en torno al 15 de octubre. “El proceso es complicado sobre todo porque hay que recopilar todas las notas internas y externas que tengas en tu currículum”, afirma Sandra. Pero el protagonismo principal se lo lleva la carta de presentación que tienen que acompañar a la documentación. “Este escrito se puede convertir inicialmente en una pesadilla, pero pronto te das cuenta de que es un sueño. La razón es que te ofrece la oportunidad de no sentirte un número académico, una cifra de un expediente derivada de notas de exámenes. Este escrito, de dos folios de extensión, te permite demostrar algo más. Y lo puedes expresar en palabras. Puedes recoger tus emociones, tus inquietudes, tus ideas sobre el mundo, sobre la profesión que quieres ejercer, etc.”, concluye Sandra.

Una vez los alumnos obtienen las respuestas y deciden apostar, si es el caso, por una de las diferentes universidades que les han aceptado, entran en relación directa con ella y comienza una nueva hoja de ruta donde caben visitas virtuales, visitas físicas, etc. Si son aceptados en alguna de las top británicas, como Oxford, tendrán que pasar por una prueba teórica de acceso y una entrevista personal bastante dura. “Me llamó la atención que las entrevistas fuesen más académicas que personales o emocionales. Me hicieron exámenes de Física y de Matemáticas. Quedé agotada porque a la vez que preparaba esas pruebas tenía que seguir preparando mis exámenes de Bachiller.”, manifiesta Sofía tras su difícil pero satisfactoria experiencia con Cambridge. Sin embargo, Fernando que ha tenido entrevista con MIT y Stanford, en sus oficinas de Madrid, dice que “en ese tipo de universidades las entrevistas son menos académicas y tienen en cuenta también tu inteligencia emocional”.

Caxton College

Alrededor del 20% de los alumnos que se gradúen este año buscarán un futuro académico fuera de nuestro territorio. En algunos casos lo harán en universidades internacionales de enorme prestigio como Cambridge, Bristol o Southampton donde se encontrarán con antiguos alumnos que ya están estudiando allí.

A pesar de estos buenos resultados, el método de enseñanza que se imprime desde la educación infantil no se instala en la consecución de estos triunfos sino en obtener lo mejor de cada alumno para que sea su valía humana la que le abra las puertas en su vida profesional. Sin duda, existe una satisfacción muy alta entre el equipo docente al ver cómo, año tras año, sus alumnos alcanzan notas extraordinarias que les ayudan a matricularse en universidades de reconocimiento internacional. Aun así, su principal objetivo pasa por una educación con un amplio abanico de asignaturas que se adecúa a sus perfiles académicos y personales más favorables para sus futuros estudios universitarios.

 

Inteligencia emocional en nuestros alumnos

Caxton College - Inteligencia Emocional.jpg

Todos los padres procuramos que nuestros hijos se sientan bien y sean felices.  Pero debemos tener en cuenta que eso no siempre es tarea fácil, y que somos nosotros los que debemos enseñarles  a sentirse bien bajo diferentes  circunstancias, a ser flexibles y a saber adaptarse y conformarse cuando las cosas no son como a ellos les gustaría.

Por eso es tan importante educar su  Inteligencia Emocional, ya que es  la encargada de gestionar sus emociones y de encauzar su frustración cuando hay una dificultad que amenaza esa felicidad.

La inteligencia emocional aparece en situaciones tan diversas como al  convivir con los demás (compañeros de colegio, amigos, familiares….), o en momentos donde hay que plantearse objetivos y ser perseverantes  hasta lograrlos, (en el colegio)  por lo que la adolescencia es una etapa clave para desarrollarla.

¿Y cómo lo conseguimos? Transmitiéndola de padres a hijos….La vida familiar es la primera escuela de aprendizaje emocional, ya que los padres somos el principal modelo de imitación de los hijos.

Por eso es importante reflexionar sobre nosotros mismos… ¿Cómo y cuánto influye mi estado de ánimo cuando estoy con mi familia?  ¿Me dejo  llevar por mis sentimientos? Por ejemplo, si he tenido un mal día en el trabajo, ¿lo acabo pagando con mis hijos? Responder con sinceridad a estas preguntas nos ayudará a entender si soy un buen modelo para mis hijos o debo mejorar en algo.

¿Qué cualidades debemos de desarrollar en nuestros hijos para que sean felices? Ser ASERTIVOS sabiendo expresar sus sentimientos de la manera adecuada,  ser EMPÁTICOS y entender los puntos de vista de los demás,  ser RESILIENTES y perseverar hasta conseguir un objetivo,  ser PROACTIVO y aprender a solucionar sus problemas sin depender de los demás,  tener AUTOESTIMA ALTA y por tanto, seguridad en sí mismo y  ser OPTIMISTA.

Con todas esas cualidades nos aseguraremos que nuestro hijo tendrá todas las herramientas necesarias para  ser feliz en la vida, pase lo que pase.

Cristina Pérez,  Psicóloga de Secundaria

Caxton College British School